Al hablar de los carbohidratos puede ser que lo primero que se te venga a la mente es un plato de pasta o una canasta de pan; sin embargo, la realidad es que están presentes en muchos de los alimentos que consumimos